Sabbatella desmiente a Leuco y lo intima a rectificarse públicamente

Sabbatella desmiente a Leuco y lo intima a rectificarse públicamente

El periodista del Grupo Clarín se negó a recibir personalmente una carta documento en la que el titular de Nuevo Encuentro le detalla la falsedad de cada una de las acusaciones expresadas contra su persona

Compartir
Carta Documento de Sabbatella a Leuco
Carta Documento de Sabbatella a Leuco

El dirigente kirchnerista, Martín Sabbatella, envió una carta documento al periodista Alfredo Leuco en la que lo intima a rectificar públicamente las “falsas y maliciosas” afirmaciones que expresó contra su persona, en dos editoriales recientes de los programas “Los Leuco” de la señal TN y “Le doy mi palabra” de Radio Mitre.

Luego de que Leuco rechazara la recepción de la intimación, Sabbatella debió notificarlo a través de una escribana pública, que se presentó personalmente en la noche de ayer a las instalaciones del canal TN, antes de la salida al aire del programa que conduce el periodista. Una vez más, avisado de la presencia de la escribana, Leuco se negó a recibir la carta documento, por lo cual la notaria la entregó en la recepción del canal.

En la notificación, Sabbatella desmiente en forma detallada, con información comprobable y de público conocimiento, cada una de las acusaciones dichas por el periodista y lo intima a realizar la debida aclaración en los mismos espacios donde fueron emitidas.

Entre otras falsas imputaciones, el periodista del Grupo Clarín sostuvo en sus programas radiales y televisivos, emitidos el 16 y el 23 de agosto pasados, que el titular de Nuevo Encuentro estaba involucrado en hechos de corrupción y que financiaba a grupos de agitadores para que agredan al presidente de la Nación. Sin embargo, tal como sostiene la carta documento enviada por Sabbatella, no existe ninguna imputación penal en contra del ex titular de AFSCA por hechos relacionados con delitos de corrupción, lo cual debió haber sido verificado por el periodista, dada su obligación profesional de chequear la información.

Además, Leuco acusó a Sabbatella de obligar a militantes de Nuevo Encuentro a financiar el partido que preside; denuncia originada en una nota “periodística” del diario Clarín, que ya fue tramitada judicialmente y que fue archivada, tanto por el juez de primera instancia como por la Cámara de Apelaciones, por inexistencia de delito en junio de este año.

Por otra parte, en el marco de las acciones legales iniciadas por el titular de Nuevo Encuentro, Sabbatella citó a Leuco a una audiencia de mediación para el pasado lunes 12. Sin embargo, el periodista no se presentó a la cita.

En la Carta Documento, luego de rebatirle con datos cada una de sus falsas acusaciones, Sabbatella advierte que “supliendo la negligencia por Ud. demostrada de no corroborar la información brindada públicamente, lo intimo a que, de acuerdo a los datos objetivos expuestos que demuestran la falsedad de sus afirmaciones, se rectifique de cada una de ellas en el mismo programa, horario y canal en las que fueron emitidas”.

A continuación, el texto completo de la notificación dirigida a Alfredo Leuco, que lleva la firma de Martín Sabbatella:

El motivo de la presente es manifestarle expresamente que algunas de las afirmaciones realizadas por Ud. sobre mi persona en los medios de comunicación masivos en donde se desempeña, son absolutamente falsas y resultan netamente agraviantes, deshonrosas y dañosas hacia mi integridad personal.

En particular, Ud. ha manifestado en su programa “Los Leuco” de la señal de noticias TN del día 16 de agosto del 2016, que “un sector de la tropa kirchnerista”, entre la cual involucró a mi persona, “tiene mucho dinero por todo lo que han robado en 12 años”. En relación a esa afirmación emitida de manera personal, sin potenciales ni citando las respectivas fuentes, niego rotundamente haber robado suma alguna de dinero y/o cualquier otra cosa durante mi paso por la gestión pública y le informo que no existe ninguna imputación penal en mi contra por hechos relacionados con delitos de corrupción, lo cual pudo haber sido fácilmente verificado por su persona dada su obligación profesional de chequear la información.

En el mismo programa señalado en el párrafo anterior, Ud. también aseguró que “se ha descubierto a este grupo de agitadores pagados por Cristina y por Sabbatella”, para luego afirmar que “Resistiendo con Aguante básicamente la bancan Cristina y Sabbatella”. Si bien esta última afirmación referida a Resistiendo con Aguante, si fuera cierta no me resultaría para nada deshonrosa ni agraviante, lo cierto es que es mentira como el resto de sus afirmaciones. En ese sentido, le informo que no financio ni agitadores ni tampoco al sitio web por Ud. nombrado, el cual ya ha manifestado públicamente cuáles son sus fuentes de financiamiento, entre las cuales no me encuentro, lo que también pudo haber sido mínimamente corroborado por Ud., o citado las fuentes de su errónea información.

Asimismo, en el programa “Los Leuco” emitido por la señal TN el 23 de agosto del 2016 y en su programa radial “Le doy mi palabra” emitido ese mismo día por Radio Mitre, Ud. fue más allá en sus falsas y dañosas acusaciones afirmando, en referencia a trabajadores de la AFSCA, que “los obligó a que dejaran el diezmo de sus sueldos para financiar la militancia”. También aseguró que “mucha gente ante la Justicia dijo que no era un aporte voluntario” el que realizaban algunos militantes de la fuerza política que presido. En la misma línea, Ud. ha asegurado que los trabajadores de la AFSCA “tenían que poner el diezmo”, y que “no había voluntarismo sino cierta obligación”.

En relación a las falsas y maliciosas afirmaciones transcriptas en el párrafo anterior, Ud. debería saber, dado que fue de público conocimiento, que en la Causa Nº 5049/2013, que tramitó ante el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal Nº 7, quedó radicada una denuncia originada en una nota “periodística” del diario Clarín que aludía a los supuestos “diezmos” a los que Ud. refiere y que la misma fue archivada por “Inexistencia de delito” en junio de este año tanto por el juez como por la Sala I de la Cámara de Apelaciones en lo Criminal y Correccional Federal, pese a la insistencia del fiscal Marijuán para intentar probar algo que nunca existió. En dicha causa absolutamente todos los aportantes ratificaron testimonialmente y ante escribano público la voluntariedad y el orgullo personal por realizar el aludido aporte partidario, contemplado tanto en la Carta Orgánica de nuestro partido como en la Ley de Financiamiento de los Partidos Políticos.

También en la citada causa que Ud. debió haber indagado, ha quedado fehacientemente demostrado que sólo un ínfimo porcentaje de los trabajadores de la AFSCA realizaban el aporte voluntario y que incluso de los trabajadores que ingresaron durante mi gestión, la gran mayoría no realizaba aporte alguno, desmintiendo con datos duros y concretos las falaces y difamatorias afirmaciones por Ud. vertidas públicamente.

En el mismo programa del 23 de agosto, Ud. afirma que “hay varias causas en la Justicia sobre este tema”, referido a “este peaje que debían pagar los empleados”. Le informo que la única causa que existió por el tema de los aportes voluntarios fue la referida en los párrafos anteriores, que terminó -como se dijo- en un archivo por inexistencia de delito y no existe ninguna otra causa, lo cual sería fácilmente comprobable por Ud., lo que demuestra la intencionalidad de su falsa afirmación.

Por todo lo dicho, y supliendo la negligencia por Ud. demostrada de no corroborar la información brindada públicamente, lo intimo a que, de acuerdo a los datos objetivos expuestos que demuestran la falsedad de sus afirmaciones, se rectifique de cada una de ellas en el mismo programa, horario y canal en las que fueron emitidas. De lo contrario, quedará acreditada su real malicia al no rectificar informaciones falsas y agraviantes hacia mi persona, a sabiendas de su falsedad.

QUEDA UD. DEBIDAMENTE INTIMADO.

 

Ver Carta Documento Completa:

http://www.nuevoencuentro.org.ar/advf/documentos/57d99f8414255.pdf

Compartir

No hay comentarios

Dejar una respuesta